Salta, Martes 22 de Octubre de 2019 | Hora:

 
Seguínos.

Norte Social en RSS
 
 
ASESINOS . La fiscal de Graves Atentados a las Personas, María Luján Sodero Calvet, investiga a tres menores de edad.

ASESINOS . La fiscal de Graves Atentados a las Personas, María Luján Sodero Calvet, investiga a tres menores de edad.

08/09/2019 | Noticia de Salta

Categorías: DESTACADAS | Crónicas Criminales


TRES MENORES DE EDAD ACUSADOS DE HOMICIDIO CALIFICADO POR LA SAÑA Y LA ALEVOSÍA

El misterioso asesinato de Sandra Palomo

¿Qué motivos pudieron albergar en sus corazones tres adolescentes para verse involucrados en la brutal muerte de una docente jubilada? Este interrogante es la clave para resolver el crimen de Sandra Silvia Palomo, cruelmente muerta a golpes y puñaladas y su cuerpo tirado en el monte.

 

Por Dario Alberto Illanes

(Publicación en diario Punto Uno)

 

“Si se confirma una de las líneas de investigación, se van a caer de espaldas; es muy feo, repugnante”, sostuvo, con gesto contrariado, una fuente de la pesquisa. Independientemente del comentario, las pocas evidencias y certezas hasta el momento, de por si son espantosas.

Primero, una mujer de 53 años, ex docente, desaparecida. Al otro día hallada cruelmente asesinada. Poco después, un vecino, de 15 años, detenido y acusado de homicidio calificado por la saña y la alevosía. Y el viernes, a una semana del inicio del espanto, otros dos muchachos de 17 años apresados e imputados como cómplices.
Sin señales de robo ni ataque sexual, los móviles del femicidio, desconocidos.

¿Por qué se mata?

Agatha Christie, escritora inglesa de novelas de misterio y policiales, argumentó que se mata por sexo, dinero o ideas.
El estudio de los homicidios sostiene que se asesina por lucro; odio, venganza o resentimiento; por placer; o para ocultar otro crimen.
En la primera categoría se encuadran tanto el homicidio por robo o encargo.

El odio, la venganza o el resentimiento caben tanto para los femicidios cometidos por ex parejas o con vínculos afectivos, como también razones ideológicas.
Sicópatas o perversos sexuales matan por placer.
Mientras que quienes pretenden evitar ser detenidos tras haber cometido algún delito, asesinan para evadir el castigo.

Hasta el momento, para los investigadores y la sociedad, el crimen de Sandra Silvia Palomo constituye un misterio pues los móviles de su muerte no pueden corresponderlos a ninguna de las causas citadas.

El terco silencio

Un dato estremecedor es que las edades de los tres chicos apresados suman cuarenta y nueve, inferior en cuatro a la edad de la víctima. Por esta razón, una de las hipótesis radicaba en que el principal imputado - el menor quinceañero visto dentro de la camioneta por las cámaras de seguridad - sería la pantalla de los asesinos reales, mayores de edad.

Dicho de otro modo, un chico manipulado por personas cercanas. Para el mayor de edad, la pena por homicidio calificado puede ser perpetua. En cambio, para un menor, la condena sería más benigna.

Esta sería la razón del abroquelado silencio en la que se sumió el presunto precoz asesino.
En esta línea, los restantes menores, de 17 años ambos, serían amigos del primero, con una participación indirecta en el homicidio. Siguiendo este análisis, si los adolescentes hablasen, se abriría el caso.

Paradójicamente, esta hipótesis, aunque brutal parezca, tranquilizaría algunas conciencias. Algo así como que detrás de un chico malo, hay un grande mucho peor.

Todo es posible

El punto fuerte de la anterior línea investigativa es la concepción de que, un chico de quince años, carece de la solvencia intelectual y el vigor físico necesarios para planear y llevar a cabo tremendo crimen. Es sumamente improbable. Pero no imposible.

Entre las escasas certezas del cruel femicidio pueden señalarse la saña y alevosía; que estas conductas no respondieron al robo o el ataque sexual, ni ejecutadas por familiares; las sospechas contra tres adolescentes y las considerables distancias entre el domicilio de la víctima y el lugar donde fue hallado el cuerpo; y los movimientos de la camioneta.
Sandra Silvia Palomo vivía junto a su enfermo esposo en una finca, en la localidad formoseña de El Chorro. Frecuentemente visitaban a sus hijos, en la ciudad de Salta, más precisamente en el barrio Tres Cerritos. Cerca de la segunda rotonda.

El sábado 31 de agosto al mediodía, Sandra fue en su camioneta a buscar una torta. Y no regresó más. Aparentemente, tal vez por ser vecino o mantener una relación previa de confianza, la mujer permitió al quinceañero subir al vehículo. Esto fue registrado por algunas cámaras de seguridad.

El derrotero posterior, el fatal desenlace, desafía las mentes de los investigadores.
Si la intención de matar ya estaba tomada, ¿porque hacerlo a cinco kilómetros de distancia, en el otro extremo de la ciudad, cuando a mucho menos distancia, en la misma zona de Tres Cerritos, hay espacios tan boscosos e inaccesibles como el de los alrededores del Vivero Municipal?

Sin remordimientos

En definitiva, ¿qué hay en la zona posterior a la Sociedad Rural, la antigua calle Gato y Mancha, el barrio Don Emilio? ¿Cuál es la razón por la que, luego de arrojar el cadáver de Palomo, se regresa en la misma camioneta para estacionarla a una cuadra de donde partieron originalmente?

El caso Palomo preocupa gravemente a los investigadores dirigidos por la fiscal María Luján Sodero. Y aterra a la sociedad. En la historia criminal salteña, argentina y mundial hay contadísimos ejemplos de adolescentes asesinos. Que matan con odio, saña, alevosía a una mujer. No por dinero, sin mediar ataque sexual. Y sin remordimientos.






 

Fuente de la Información: Diario Punto Uno


 
Actividad de esta noticia: Usuarios que comentaron esta noticia esta noticia0 Comentarios Votos: Votos positivos a esta noticia1 Votos neutros a esta noticia0 Votos neutros a esta noticia0
 
¿ Quiere ser el PRIMERO en comentar esta Noticia ?
  • Norte Social no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del autor y se reserva el derecho de eliminar comentarios contrarios a las leyes de la Rep. Argentina.
  • Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
  • Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.
 
 
 
Seguínos.

Norte Social en RSS
Acerca del Sitio

www.nortesocial.com.ar/

Sitio Válidado por la W3C (CSS 2.1)

Resolución: 1024px x 768px o superior

Compatibilidad: Firefox 3.x+ / Opera 10.x+ / IE 8.0+ / Chrome

Desarrollo Web: Code Dimension